Un mes en Ecuador

For English:

Aunque me siento como acabo de llegar, hoy marca uno mes desde que llegué a Ecuador. Todo es chévere. Es bastante loco pero ya creo que he aprendido mucho.

TeleferiQo - 10

Aquí es una lista de algunas de las lecciones que he aprendido en mi primer mes:

    1. Es posible hacer lluvia y tener aire seco a la misma vez – Quito es un lugar mágico porque aunque empezó la estación de la lluvia y va a llover casi todos los días, el aire todavía es tanto seco. Algunas veces está lloviendo pero mi piel todavía se siente seco. No entiendo pero es parte de la vida quiteña.
    2. Un beso en la mejilla es mejor que un apretón de manos – No me importa si somos amigos o acabo de conocerte, la manera mejor para decir “hola” es besarte en la mejilla. Es mucho más intimo y es difícil estar nervioso a hablar con alguien cuando ya se lo besó. También un apretón de manos es tanto formal y un poco frio.
    3. Cualquier cosa es una cosa que está esperando para mí a subirla – En este mes he subido una montaña,muchos arboles, edificios históricos y el fondo de la Amazon. A pesar de mi miedo a las alturas, quiero subir muchas cosas más. También los selfies mejores son selfies del cima del mundo. Aunque todavía…
un selfie de calidad

un selfie de calidad

  1. Mi relación con la altura es complicada – A veces me siento enferma o me duele mi cabeza o no puedo oír porque mis orejas necesitan taponar cuando estoy viajando a través de las montañas pero al mismo tiempo sabe que voy a ser mucho más atlética cuando regresaré a los Estados Unidos porque hice mucha en la altura como un campeón que está entrenando para los Olímpicos en Denver. Por lo menos…espero que sí…
  2. Monedas son mejor que dinero – En Ecuador uso el dólar norteamericano pero usualmente es más común usar el dólar de moneda con Sacagawea o James Monroe o George Washington también. En Ecuador he usado dinero estadounidense que no sabía existido. No sé porque pero me encanta pagar por algo usando solo las monedas. Es como la alegría del sentido de tener cambio exacto.
  3. Arroz no es una guarnición es la única guarnición – La cantidad de arroz que he comido desde llegué en Ecuador es absurdo. Es una buena cosa que me gusta arroz porque tengo arroz en casi todas mis comidas. Una vez comí espaguetis con arroz como mi guarnición.
  4. Quemadura de sol es inevitable – A veces fue mi culpa porque debería he usado más protector solar pero a veces es necesario recordar que se está peleando en una batalla imposible con el sol concentrado ecuatoriano. Por lo menos estoy más bronceada pero no es muy importante porque…
  5. No es importante si pareces bronceado o tiene pelo oscuro, toda la gente sabe que eres un gringo – Tú piel puede ser más moreno que un ecuatoriano pero la estructura de tu cara, tu comportamiento y español con acento te marcan como un gringo y debes aceptarlo.
  6. En las calles no existen reglas – Señales que dicen la capacidad máxima de un bus, pasos de peatones, semáforos…en Ecuador son más como sugerencia. Cuando estás viajando al trabajo o escuela la meta es llegar tan rápidamente como es posible y también es la misma meta de todas las otras personas que están viajando a la misma vez. Por eso, viajar es como un deporte aquí y es necesario ser agresivo.
  7. Puedo hablar en español – Algunos días son mejores que otros pero mi español ha mejorado mucho en este mes pasado. Puedo tener conversaciones con ecuatorianos más que el sencillo, “hola, ¿cómo estás?” También puedo entender casi todo en la mayoría de mis clases y a veces puedo participar en nuestras discusiones.

Mi primer mes en Ecuador ha sido chévere y espero que haya más meses chéveres en el futuro.


One month in Ecuador

Although I feel like I just arrived today marks one month since I arrived in Ecuador. Everything is chévere. It’s pretty crazy but I’ve already learned a lot.

Here is a lost of a few of the lessons that I’ve learned in my first month:

  1. It’s possible to rain and have dry air at the same time – Quito is a magical place because even though the rainy season started and it’s going to rain almost every day, the air is still very dry. Sometimes it’s raining but my skin still feels dry, I don’t understand but it’s part of the Quiteño life.
  2. A kiss on the cheek is better than a handshake – It doesn’t matter if we’re friends or I just met you, the best way to say “hello” is to kiss you on the cheek. It’s much more intimate and it’s hard to be nervous to talk to someone you’ve already kissed. Also a handshake is too formal and a little cold.
  3. Everything is a thing that’s waiting for me to climb it – In this month I’ve climbed a mountain, many trees, historical buildings and the canopy of the Amazon. Despite my fear of heights, I want to climb many more things. Also the best selfies are the selfies on top of the world. Although still…
  4. My relationship with the altitude is complicated – Sometimes I feel sick or my head hurts or I can’t hear because my ears need to pop when I travel through the mountains but at the same time, I know that I will be much more athletic when I return to the U.S. because I did a lot in the altitude like a champion that’s training for the Olympics in Denver. At least…I hope so…
  5. Coins are better than cash – In Ecuador they use the U.S. dollar but usually it’s more common for them to use the dollar coin with Sacagawea or James Monroe or George Washington too. In Ecuador I’ve used U.S. money that I didn’t know existed. I don’t know why but I love paying for something using just coins. It’s like the happiness of the feeling of having exact change.
  6. Rice is not a side dish, it’s the only side dish – The amount of rice I have eaten since I’ve arrived in Ecuador is absurd. It’s a good thing I like rice because I have rice in almost all of my meals. One time I ate spaghetti with a side of rice.
  7. Sunburn is inevitable – Sometimes it’s my fault because I should have used more sunscreen but sometimes it’s necessary to remember that you are fighting an impossible battle with the concentrated equatorial sun. At least I’m more tan but it’s not very important because…
  8. It doesn’t matter if you look tan or have dark hair, everyone knows you are a gringo – Your skin could be darker than an Ecuadorian’s but the structure of your face, your behavior and your accented Spanish mark you as a gringo and you should accept it.
  9. In the street there are no rules – Signs that say the maximum capacity of a bus, crosswalks, stoplights…in Ecuador they are more like suggestions. When you’re traveling to work or school the goal is to get there as quickly as possible and also this is the same goal as everyone else who’s traveling at the same time. Therefore, traveling is like a sport here and you need to be aggressive.
  10. I can speak Spanish – Some days are better than others but my Spanish has improved a lot in the past month. I can have conversations with Ecuadorians more than the simple, “hola, ¿cómo estás?” Also I can understand almost everything in the majority of my classes and sometimes I can participate in our discussions.

My first month in Ecuador has been chévere and I hope that there will be more chévere months in the future.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s